La SAI propone

EN BUSCA DE LA CALIDAD Y EL PRESTIGIO EN NUESTRAS PROFESIONES

Estamos en los órganos directivos de nuestra sociedad examinando la situación actual de la ingeniería y de la arquitectura en nuestro medio, haciéndonos preguntas y reflexionando sobre cómo podemos, entre todos (universidades, ingenieros y arquitectos, contratistas, empresas, estado, gremios) mantener un nivel excelente en el desempeño de nuestras profesiones, de forma que se recupere el prestigio perdido con los diversos problemas que han sucedido en los últimos años y se continúe evolucionando positivamente en todos los indicadores que permitan evaluar la calidad y el éxito de los proyectos que desarrollamos.

En este sentido se me ocurre hacer unas consideraciones generales sobre lo que en mi concepto podría contribuir significativamente en este sentido.

En el siniestro mundo neoliberal se impone la urgencia del rescate y comprensión de La Política, con mayúsculas, como actividad que constituye un fin en sí misma.

Humanitas, según Martín Heidegger, es el esfuerzo continuado para que el hombre llegue a ser libre para su humanidad y encuentre en ello su dignidad, como un primer concepto que surge del encuentro de la cultura latina con el helenismo griego, que alcanzó su gran expresión en el humanismo renacentista de Leonardo da Vinci, a lo cual nos hemos referido en columnas anteriores. La Humanitas varía con la concepción que cada época tiene de la idea de libertad y de los medios para su realización: Así, por ejemplo, el humanismo de Marx no requiere la vuelta a la Antigüedad Clásica, ni tampoco el humanismo de Sartre.

El titular de esta columna es una adaptación del título del libro: “En busca del tiempo perdido” de Marcel Proust, y tiene su origen en la gran preocupación que existe porque, en términos generales, y, palabra más o palabra menos, “existe un gran desprestigio de las profesiones”, principalmente el que se relaciona con la Ingeniería Civil.

Se encuentra en la red la siguiente definición para Prestigio: “Palabra usada comúnmente para describir la reputación, la fama o los logros de una persona o grupo de personas.”. Además: “su uso no está libre de inconsistencias”. Se dan como sinónimos muchas palabras como: celebridad, honra, fama, reputación y renombre.

¿Quieres ser socio de la SAI?

Comunícate con nosotros y te brindaremos la información necesaria para que seas parte de nuestro equipo.